Me verás caer

Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Archivos - Año 2011

Un Ingeniero por allá

De a uno los derrumbes vayan pasando y suman ya veinte en esta primera ingestión macrista.

De a uno o de a dos, también los muertos, sea en el Gimnasio de Villa Urquiza, en la Discoteca de Palermo, en el edificio de Montserrat. Los heridos en los derrumbes de Chacarita, Mataderos, Villa Crespo o el Centro Porteño. No vamos a hacer una lista que por otra parte, es casi una apología del delito, a sabiendas que la seguridad física de los porteños está en manos del Ingeniero Macri y “su calificado equipo de técnicos”.

Aunque para cualquiera de nosotros, el número de víctimas no es lo importante para cuantificar los hechos, no parece lo mismo para el responsable del Ejecutivo de esta Ciudad. Dijo Macri: "Lo que hoy tenemos para rescatar es que solamente tenemos un desaparecido. En otro momento, en un episodio de estos hubiéramos tenido centenares de personas desaparecidas".

Tranquilos capitalinos, apenas restan cuatro años y 1 mes de Gobierno de este irrespetuoso declarante, auto reconocido impune por sus manifestaciones verbales y sus comportamientos.

Los controles deficientes más las excepciones al Código de Planeamiento Urbano más la falta de mantenimiento en calles y avenidas por exceso de tránsito vehicular, hacen que estos episodios que podrían ocurrir esporádicamente en una ciudad en pujante crecimiento, sean casi noticia diaria.

Las respuestas suelen llegar después de las preguntas y es el orden correcto. Pero las medidas de prevención y cuidado deben anticiparse a los hechos. Caso contrario el Estado está ausente y cuando el Estado está ausente, los ciudadanos estamos desprotegidos.

Un compañero ayer dijo: pongamos una vela y recemos para que nuestros edificios no se vengan abajo.

Estamos en condiciones de difundir una información de primera mano, casi una primicia: Dios, que según dicen está en todas partes pero tiene sus oficinas en Buenos Aires, ha dejado de tenerlas. Ante la falta de garantías, el mismísimo Dios ha decidido hacer un cambio de domicilio. Si alguno de ustedes tiene su celular avísenle que no se vaya a vivir a Vicente López...


“Hay entre 130 o 140 mil chicos más” en las escuelas a partir de la asignación universal por hijo


El derrumbe tan temido


Daños colaterales de un próspero negocio


“A la Ciudad la gobierna un ingeniero al que se le caen los edificios”


“Esto tiene que ver con un Estado porteño ausente”


Desde que se hizo el contracarril ya hubo once muertos en Pueyrredón


Con un solo click se pueden hacer consultas en la web de Anses


Cristina ganó espacio en el debate mundial y renovó el vínculo con EE UU


Un ejercicio colectivo de memoria histórica



 

Un Ingeniero por allá

De a uno los derrumbes vayan pasando y suman ya veinte en esta primera ingestión macrista.

De a uno o de a dos, también los muertos, sea en el Gimnasio de Villa Urquiza, en la Discoteca de Palermo, en el edificio de Montserrat. Los heridos en los derrumbes de Chacarita, Mataderos, Villa Crespo o el Centro Porteño. No vamos a hacer una lista que por otra parte, es casi una apología del delito, a sabiendas que la seguridad física de los porteños está en manos del Ingeniero Macri y “su calificado equipo de técnicos”.

Aunque para cualquiera de nosotros, el número de víctimas no es lo importante para cuantificar los hechos, no parece lo mismo para el responsable del Ejecutivo de esta Ciudad. Dijo Macri: "Lo que hoy tenemos para rescatar es que solamente tenemos un desaparecido. En otro momento, en un episodio de estos hubiéramos tenido centenares de personas desaparecidas".

Tranquilos capitalinos, apenas restan cuatro años y 1 mes de Gobierno de este irrespetuoso declarante, auto reconocido impune por sus manifestaciones verbales y sus comportamientos.

Los controles deficientes más las excepciones al Código de Planeamiento Urbano más la falta de mantenimiento en calles y avenidas por exceso de tránsito vehicular, hacen que estos episodios que podrían ocurrir esporádicamente en una ciudad en pujante crecimiento, sean casi noticia diaria.

Las respuestas suelen llegar después de las preguntas y es el orden correcto. Pero las medidas de prevención y cuidado deben anticiparse a los hechos. Caso contrario el Estado está ausente y cuando el Estado está ausente, los ciudadanos estamos desprotegidos.

Un compañero ayer dijo: pongamos una vela y recemos para que nuestros edificios no se vengan abajo.

Estamos en condiciones de difundir una información de primera mano, casi una primicia: Dios, que según dicen está en todas partes pero tiene sus oficinas en Buenos Aires, ha dejado de tenerlas. Ante la falta de garantías, el mismísimo Dios ha decidido hacer un cambio de domicilio. Si alguno de ustedes tiene su celular avísenle que no se vaya a vivir a Vicente López...


“Hay entre 130 o 140 mil chicos más” en las escuelas a partir de la asignación universal por hijo


El derrumbe tan temido


Daños colaterales de un próspero negocio


“A la Ciudad la gobierna un ingeniero al que se le caen los edificios”


“Esto tiene que ver con un Estado porteño ausente”


Desde que se hizo el contracarril ya hubo once muertos en Pueyrredón


Con un solo click se pueden hacer consultas en la web de Anses


Cristina ganó espacio en el debate mundial y renovó el vínculo con EE UU


Un ejercicio colectivo de memoria histórica




 





Redes Sociales de Megafón